Priostes

Regla 45. Responsabilidades de los PRIOSTES:

- PRIOSTE 1:
• Velar especialmente con celo del cuidado que deben recibir nuestras Sagradas Imágenes.
• Cuidar de los enseres y objetos de culto y, en general, de cuantos bienes les tenga la Hermandad encomendados, así como de su limpieza. De este modo, dará cuenta al Cabildo de Oficiales de los que necesiten ser reparados o sustituidos.
• Coordinar y supervisar las tareas de los priostes restantes.
• Supervisar la actuación de la persona encargada de vestir a las imágenes y/o de las camareras (dos del Santísimo Cristo y dos de la Santísima Virgen ), nombradas por la Junta de Gobierno oído el parecer de los cuatro priostes, y cuyo cometido termina con el mandato de ésta.

- PRIOSTE 2:
• El montaje y el desmontaje de los altares, especialmente de cultos, así como también de los altares provisionales que sean necesarios, de lo que dará cuenta al Cabildo de Oficiales.
• Mantener los altares de la Capilla en perfecto estado de limpieza y presentación.

- PRIOSTE 3:
• El montaje y el desmontaje de los pasos con motivo de la salida procesional de nuestros Sagrados Titulares.
• Actuar como fiscal de paso, junto con el Prioste 1º, durante la Estación de Penitencia, recayendo sobre ellos toda la responsabilidad de lo que pudiera ocurrir durante el recorrido a nuestras Sagradas Imágenes y al tesoro artístico que la Hermandad expone públicamente.
• Proveer de los enseres necesarios para la participación de la Hermandad en cualquier acto de culto externo, ya sea propio o ajeno.

- PRIOSTE 4:
• Vigilar el estado de conservación de la Capilla de la Hermandad y comunicar al Cabildo de Oficiales los desperfectos que observen para que el citado obre en consecuencia.
• Custodiar y conservar las dependencias de la Hermandad.
Es también obligación de los cuatro Priostes atender a cualquier otra actuación propia de su cargo o que se deriven de las presentes Reglas.