Paso de palio de María Santísima del Rosario

El paso de palio de la Santísima Virgen empezó a tomar forma a finales de los años noventa del paso siglo, sustituyendo al anterior, de los años setenta y cuyos respiraderos, realizados por Hijos de Juan Fernández, fueron vendidos a la Hermandad de los Dolores de Torreblanca. En el año 1991 el orfebre sevillano D. Jesús Domínguez diseño y realizó los varales en alpaca plateada y cincelada.

Del mismo metal hizo los respiraderos que fueron terminados y remodelados en el año 2006 por orfebrería Andaluza al realizarse la nueva parihuela de mayores dimensiones y obra del taller de los Hermanos Caballeros. Estos se caracterizan por tener tres capillas centrales en las que aparecen distintas figuras, también en alpaca plateada, en bulto redondo.

Los costeros aparecen presididos por Santo Domingo de Guzmán y San Francisco de Asís; por su parte, en la capilla central, aparece Santa María del Alcor y el Niño Jesús, cuyas cabezas y manos fue esculpidas por el imaginero D. Mariano Sánchez del Pino en el año 2006.

Especial relevancia tienen las jarras porque son los únicos elementos en el actual paso de palio que se conservan del anterior.

La peana y candelería son del año 2002, obra de Ofebrería Andaluza, y fruto de la donación de hermanos. Mencionar también los candelabros de cola, diseñados y ejecutados por Orfebrería Andaluza en el año 1999 y donados por dos hermanos.

Los varales, son obra de Orfebrería Andaluza en la década de los ochenta. Todos los bordados, son realizados por el sevillano taller de D. Benjamín Pérez Pérez, así como el techo de palio, bordado en aplicación, al igual que la toca de salida que fueron realizados en los años 1999 y 2000.

En el año 2000, se estrena nueva saya de salida donada por un hermano y en 2003 manto en tisú de plata bordado en oro entre las Semanas Santas de 2006 y 2007 donado por un hermano. Los faldones, son de tisú de plata blanco del año 2006.

En el 2017 se coloca el antiguo llamador del paso del Santísimo Cristo y se ubica en la calle central de la candeleria del paso de palio, el relicario con la reliquia de la cruz de San Francisco Javier.